domingo, 24 de junio de 2012

#Tweetvinos a la italiana




Éxito total fue el #Tweetvinos #6 el Viernes 8 de Junio de 2012 en Tappo Wine Bar.  Con la armonía de los 16 #tweetvinoaficionados que asistieron, a saber, @NTiff, @Gobindjit, @VinoAficionados, @Thec0ntinental, @MelissaSaucedo1, @JohanyCespedes, @Jennifer_Lopez6, @Cecellita, @cgpanama, @joanramosC, @favelasquez, @CaptM, además de Don Jorge Ramos, Don Carlos Bieberach, y otras bellas personas, degustamos una docena de vinos y deliciosas tapas. 

Cómo siempre, cada quien compartió una botella de vino con el resto del grupo, lo que nos da la oportunidad a todos de probar al menos doce o trece diferentes vinos en una noche, acorde con el tema escogido.  Esa noche fue: vinos de Italia.

Primero degustamos el vino traído por Don Flavio Velasquez, de la cava de Canavaggio Wine Boutique, que queda justo al lado de este bar Tappo.  Es curioso que elegimos abrir de primero este 2007 Sasso al Poggio de Toscana, que es, ante todo, un Súper Toscano, dado que es un ensamblaje de los varietales Sangiovese, Cabernet Sauvignon y Merlot.  Curioso es también que a mi se me ocurrió nominar a este vino como la muestra base, el "baseline".  Y creo que funcionó muy bien.  Sasso al Poggio se mostró como un Súper Toscano básico, "de libro de texto", pero también nos brindó buen semblante, con color y estructura madura, y un aroma que algunos comentaron poder "beberse este vino por la nariz".  Clásica elegancia, estructura, y recursos afrutados y exóticos de un Súper Toscano, sin demostrar opulencia ni poder asombroso que demuestran otros Súper Toscano de mayor precio, sino más bien un caracter pulido, maduro e intelectual.

Con esa idea en nuestras mentes como base, comenzamos a probar cada vino contribuído con cariño por cada participante de este #Tweetvinos.  Empezamos con los vinos que conocíamos como monovarietales de la uva Sangiovese.  Luego continuamos con los varietales no Sangiovese, tales como el vino Gelso Nero (que literalmente significa la "Mora Negra"), elaborado de la uva Nero di Troia; y finalmente procedimos a degustar los Súper Toscanos.

Se puede decir que los vinos estelares de la noche fueron el 2007 Badia a Passignano (Chianti Classico Riserva de Antinori), el 2004 Tignanello, y el 1999 Poggio all' Oro (Brunello di Montalcino Riserva de Castello Banfi).  Pero en realidad cada vino brilló por sí solo, gracias al cariño y la participación interesada y entusiasta de todos los que asistieron.

No puedo cerrar esta nota sin mencionar el delicioso apoyo que nos brindó Tappo Wine Bar, con sus tapas y su atención excepcional.  Las imágines que aquí presento hablan por sí solas.  Lo que sí deseo enfatizar es el efecto logrado, que es el deseado, en términos de compartir vinos diferentes, y con ello adquirir conocimientos y entrenar el paladar, y el otro efecto: el ambiente de camaradería y bienestar que proporciona una reunión en torno al vino, ya sea cuando es en familia o entre amigos.  ¡Salud! ¡Nos vemos en #Tweetvinos #7!








1 comentario:

  1. Que buena reseña. Fue una tarde deliciosaa! Nos vemos en el #Tweetvinos#7

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...